Con motivo de la celebración del festival “Dreambeach 2017” en la localidad almeriense de Villaricos, perteneciente al municipio de Cuevas del Almanzora, la Guardia Civil hace balance del dispositivo de seguridad diseñado con el fin de garantizar la seguridad ciudadana y la ausencia de incidentes en su desarrollo.

El festival en cuando al dispositivo de seguridad también ha supuesto un antes y un después, aumentando tanto los recursos materiales y humanos, como el número de inspecciones, controles de drogas y estupefacientes y vigilancias preventivas, logrando una mayor amplitud en cuanto al dispositivo.

Todo ello se ha reflejado en una mayor percepción de la cultura de seguridad por parte de los asistentes, que en general han tenido en cuenta el mayor cumplimiento de las normas y han seguido los consejos de seguridad que se han ido difundiendo desde antes del inicio del festival: llegar antes a los puntos de entrada, no portar objetos y sustancias susceptibles de ser retiradas en los filtros, etc…

La consecuencia clara de estos factores se ha traducido en que a pesar del aumento de inspecciones y controles, se ha constatado una disminución del número de infracciones y detenciones.

Por todo lo anterior, la Guardia Civil agradece la actitud y la colaboración por parte de los asistentes al festival, pese al aumento de controles debido a la activación del nivel 4 de alerta antiterrorista.

Por parte de la Guardia Civil, y durante el desarrollo del festival, han trabajado en tanto en funciones de seguridad ciudadana como de seguridad vial, en torno a 800 agentes repartidos entre los cinco días que duró el evento, pertenecientes a las Unidades Territoriales de la Guardia Civil de la Compañía de Vera, así como de la Unidad de Seguridad Ciudadana (USECIC), Guías de perros detectores de droga, especialistas en desactivación de explosivos, de la Unidad Orgánica de Policía Judicial, del Equipo de Policía Judicial de Garrucha, Seprona, Subsector de Tráfico de la Guardia Civil, Guardia Civil especialistas en desactivación de explosivos junto con agentes del Grupo de Reserva y Seguridad (G. R. S.), Grupo Escuadrón de Caballería, Servicio Aéreo de la Guardia Civil (S.A.E.R) y el apoyo técnico de unidades como el Grupo de Apoyo en Tecnologías de la Información (G.A.T.I.), todos ellos desplazados al efecto.

Otro de los apoyos recibidos ha sido el del Grupo de Acción Rápida, (G. A. R), que se ha encargado entre otras funciones del manejo de inhibidores de frecuencia para evitar el uso de drones.

 

Infracciones más comunes

Las infracciones con mayor incidencia detectadas, han sido las relacionadas con el consumo o tenencia de sustancias estupefacientes, en las que la Guardia Civil ha realizado 577 infracciones administrativas realizadas en total, de las cuales 554 son contra la salud pública, incautando diferentes cantidades de estupefacientes de diverso tipo, donde en todos los casos, los agentes confeccionaron las correspondientes actas/denuncias por infracción a la Ley 4/2015, de Seguridad Ciudadana, que serán remitidas al Subdelegado del Gobierno de la provincia.

 

Detenciones

Durante el desempeño de su labor de seguridad ciudadana, la Guardia Civil procedió a la detención y puesta a disposición judicial de un total de 6 personas, como autores de diferentes delitos de tráfico de drogas, a los que se les intervinieron distintas cantidades de cocaína, hachís, marihuana, éxtasis, speed, metanfetamina y fármacos, dispuestos para su venta y distribución entre los asistentes al evento.

De igual modo se ha procedido a la detención de otras 5 personas por otros delitos, ascendiendo a 11 el número total de detenidos. Cabe destacar el descenso de denuncias recogidas en el módulo habilitado para ello, sumando un total de 33, la práctica totalidad por pequeños hurtos, claro indicador de la mejora en la labor preventiva.

En este apartado, también ha de incluirse una investigación realizada en los diferentes controles preventivos de alcoholemia llevados a cabo en los accesos a los festivales, donde los agentes del Subsector de Tráfico han realizado un total de 5120 pruebas de alcoholemia y de detección de estupefacientes, con el resultado de 137 positivos de alcoholemia y 218 positivos de estupefacientes.

Se ha recogido una denuncia por un hecho de abuso sexual, consistente en tocamientos durante el baile en la noche del viernes, hecho en el que se ha actuado rápidamente por el equipo de Guardia Civil que atendió inmediatamente a la denunciante iniciando la investigación correspondiente a los pocos minutos.

Mención aparte merecen la gran cantidad de auxilios y ayudas prestadas por la Guardia Civil durante el desarrollo del evento, a requerimiento de los participantes en los festivales, así como la gran cantidad de auxilios informativos realizados por los agentes.

La Guardia Civil reitera su agradecimiento a los asistentes por su comprensión y su actitud ante los controles a los que se hayan podido ver sometidos debido a la activación del nivel 4 de alerta antiterrorista.

Como conclusión general se destaca la ausencia de incidentes graves, en contraposición a la gran afluencia de público registrado en la presente edición que la propia organización ha cifrado en 175.000 personas con picos que pudieron alcanzar las 60-70 000 personas.