La parlamentaria andaluza del Partido Popular de Almería Rosalía Espinosa pedirá explicaciones al Consejero de Salud, Aquilino Alonso, en la próxima Comisión de Sanidad, sobre el “maltrato” que está sufriendo la sanidad en la provincia de Almería, concretamente en el municipio de Huércal-Overa y en todo el Levante almeriense. Una situación que a juicio de la parlamentaria es “insostenible” sobre todo cuando desde la Junta, a varias preguntas parlamentarias del Partido Popular responden que “en Huércal-Overa existen los medios e infraestructuras sanitarias que garantizan la asistencia sanitaria a la población”, algo que es completamente “falso”.

Espinosa afirma, tras haberse reunido con sanitarios, que la situación en este centro hospitalario es “muy complicada” ya que hay una abultada lista de espera (más de 4.088 personas según datos de la Consejería de Salud a junio de 2016) y además faltan especialidades muy importantes o si están es mal representadas, con lo cual “cada vez es mas difícil recibir asistencia médica especializada en este municipio”. Según la parlamentaria del PP este problema viene motivado por tres razones: porque la Consejería se niega a que el hospital cuente con algunas especialidades, porque no contrata a los especialistas necesarios (sólo cuenta con un otorrino), y en tercer lugar porque los médicos se marchan como consecuencia de las penosas condiciones laborales y contractuales a que los somete la Consejería.

Además, según le han trasladado desde el Sindicato Médico “en Huércal-Overa casi todas las plantillas médicas son deficientes”. En este sentido Rosalía Espinosa señala que el hospital no cuenta ni con Dermatología, ni Urología, y además sólo hay un otorrino para atender a todo el Levante.

A todo esto hay que sumar que especialidades tan importantes como Reumatología o Nefrología no están representadas en el hospital porque según afirman desde la Consejería de Salud no son necesarias en un Hospital Comarcal.

”Todo esto perjudica gravemente la salud de los más de 150.000 almerienses del Levante y Almanzora. Es un hecho probado que la Consejería de Salud se está propasando con su maltrato a los almerienses, y un ejemplo claro es el Hospital de Huércal-Overa y la Comarca del Levante y Almanzora”, afirma.

Rosalía Espinosa señala por último que es difícil “digerir” respuestas parlamentarias como la que elimina el proyecto de construcción de un nuevo centro de salud en Huércal-Overa, sobre todo porque lamentablemente nos dejan claro que “Almería y su sanidad siguen siendo lo último para la Junta”.

“La atención primaria cuenta actualmente con medios obsoletos y es penoso que tras contar con un magnifico solar puesto a disposición por el Ayuntamiento, la Junta haya dado la espalda a los huercalenses”, afirma.

Por ello, Espinosa espera que en la próxima Comisión de Salud el Consejero de explicaciones claras, y si tiene dudas, lo invita a visitar el Levante almeriense “in situ” para comprobar las deficiencias sanitarias que estamos denunciando.