Las tasas se aprobaron con los votos de la mayoría Popular.

La nueva ordenanza rebaja a la mitad el pago a edificios municipales,  cementerios, campings, iglesias y casas rurales

La asamblea del Consorcio Almanzora Levante Vélez, que contemplaba seis puntos en el orden del día, y que se llevó a cabo la mañana de este jueves 20 de diciembre, aprobó la Ordenanza Fiscal Reguladora de la tasa por Recogida, Transporte y Tratamiento de Residuos Sólidos Urbanos.

De este modo la tasa que actualmente pagan los vecinos, solo se verá incrementada por el IPC (Índice de Precios al Consumidor), algo que para el presidente del organismo que agrupa a 46 municipios de las comarcas del Almanzora, Levante y Los Vélez, Antonio Martínez Pascual, es “una buena noticia para los vecinos y dice mucho de nuestra gestión al frente del Consorcio.”. 

Con esta aprobación de la tasa que contó con 879 votos a favor (PP) y 632 en contra (PSOE), “los ayuntamientos sin actividad económica o aquellos edificios de propiedad municipal que estén cerrados, no pagarán por el servicio de recogida de basuras. A los camping o casas rurales se les rebaja en un 50 por ciento, una de las maneras de ayudar al desarrollo del turismo. También se reducirán a la mitad, los recibos correspondientes a cementerios o iglesias”.

Las granjas ya tienen su línea de trazabilidad, con lo cual el recibo por nuestra parte es cero, aseguró el presidente del Consorcio, para agregar que “aquellas empresas que tienen varios edificios en una misma parcela y cuya actividad sea la misma, pagarán solo un recibo, el de mayor importe, evitando que de tres o cuatro recibos que pagaban, ahora se reduzca a uno”.

Sentencia del TSJA que anula la tasa impuesta por Albox

En cuanto a la Sentencia del TSJA sobre la nulidad de la Ordenanza de Tasa de Vertidos aprobada por el Ayuntamiento de Albox, Martínez Pascual ha considerado que “se ha hecho justicia en este aspecto. En todo momento se ha actuado conforme a la ley y los vecinos deben estar tranquilos porque cumplimos todos los parámetros medioambientales. Lo que no puede ser es que a alguien se le ocurriera aprobar una tasa (12 euros por tonelada) y pretender recargar ese dinero en los recibos, ya que se hubiera producido un aumento. Ahora el alcalde actual de Albox lo entiende, entiende que eso se hizo mal y habrá que negociar las formas de devolución de 1,2 millones que el Consorcio pagó (porque así lo exigía la ley) y que ahora Albox tiene que devolver por no ajustarse a derecho, como indica la sentencia”