David Bisbal estaba en casa. Estaba rodeado de su gente, de su familia. Era el concierto fin de gira de “Hijos del Mar” antes de dar el salto a Latinoamérica y se entregó. Un concierto que llenó el Campo de Fútbol El Hornillo de Húercal Overa para despedir al almeriense antes de que comenzase su periplo al otro lado del charco.

El artista almeriense no decepcionó a nadie, se entregó a su gente y el público se lo reconoció. “Sois mi energía para seguir, estoy en mi casa, en este lugar donde hace años vine con la Orquesta Expresiones y donde siempre me habéis apoyado”.

Bisbal tuvo guiños para los huercalenses y El Saltador, su club de fans. Se envolvió en las banderas de Almería, España y Andalucía. Cantó a su Princesa, su hija que se encontraba entre el público, a su Almería y enloqueció a los cerca de 7.000 asistentes con sus clásicos ‘Esclavo de tus besos’, ‘Diez mil maneras’, ‘Lloraré las penas’ o ‘Ave María’.

El concierto de Huércal Overa ha sido el mejor cierre para el ‘Tour Hijos del Mar 2017’ en España, y por eso no faltaron sus fans de diferentes puntos de la geografía española y toda su gente de la provincia de Almería. La conexión fue total, el público no paró de jalearle y cantar todos sus temas. Todo ello gracias a la fuerza que caracteriza cada una de sus interpretaciones; no paró de recorrer el escenario, bailar, y tener palabras de cariño para su público.

Así cerró Bisbal su gira en España, ahora a partir del 25 de octubre actuará en Panamá, Colombia, Nicaragua, Guatemala, Costa Rica, México, Uruguay y Argentina. Uno de los artistas más importantes del panorama internacional que continuará sumando éxitos y creciendo en cada una de sus actuaciones.