El Pleno de carácter ordinario celebrado en Albox la tarde noche de este jueves, se desarrolló tal cual el guión previsto, toda vez que desde hacía más de siete meses que no se desarrollaba uno (el del 29 de junio está a la espera de saber el resultado de la impugnación presentada por el Partido Popular).

Así las cosas y luego de puntos referidos al día a día del Ayuntamiento, lo más trascendental para la administración de la cosa pública, vino con los ruegos y preguntas.

Allí el PSOE (a los que toda la noche Torrecillas llamó concejales No Adscritos, que es lo que técnicamente son), se estrenaba como oposición para enfrentarse al hombre que ellos mismos hicieron alcalde. Se nota la falta de rodaje de los socialistas albojenses en su nuevo rol, situación que el propio Torrecillas aprovechó para tratarlos casi despectivamente en cada intervención, a punto tal que hasta la secretaria municipal y compañera de partido, les pidió “seriedad” a la hora de presentar cuestiones como que el Pleno recupere competencias delegadas. Ante las preguntas de que a qué delegaciones hacía referencia la portavoz Sonia Cerdán, nadie, ni ella misma, supo responder con claridad. “Hay que ser más serios, les recomendó el propio alcalde al grupo del PSOE.

El PSOE tiene una papeleta que no es pequeña, y es que aparte de enfrentarse al hombre que ahora llaman “dictador”, tienen que oponerse o pedir documentación sobre asuntos u obras que empezaron cuando ellos mismos eran parte de este equipo de gobierno; justo antes de que la alianza CILUS-PSOE, saltara por los aires; tal vez esta sea la razón por la que los socialistas albojenses presentaron mociones que apuntaban claramente a recortarle competencias al primer edil.

Pero si hay algo que ha llamado la atención, es que según ha quedado reflejado en la sesión de esta noche, los concejales en la oposición suman un total de 15, mientras Torrecillas intenta mantener un pulso que tiene perdido, apoyándose en el concejal tránsfuga José Campoy que ha abandonado la disciplina de partido, aunque el PSOE aun no ha querido manifestarse al respecto.

 

Se paralizan las obras hasta pasar por Pleno y el mercado vuelve a su sitio original

Seguramente dentro de los titulares más importantes que dejó el Pleno de tres horas de duración, es la voluntad mayoritaria de que a partir de hoy, las decisiones de calado van a ser tomadas por el Pleno. No escapan a ello las obras iniciadas de rehabilitación de la Plaza Mayor, de la Avenida América o futuras obras que se quieran llevar a cabo, hasta el momento decisiones tomadas de manera “unilateral e inconsultas” según manifiestan desde la oposición. Propuestas llevadas por el PP y que fueron apoyadas por el PSOE

Otra de las urgencias aprobadas en Pleno a iniciativa de los Populares, es que el mercado de la fruta y el mercado textil, vuelvan a su lugar original, cumpliendo de esta manera la legalidad hasta tanto, se cumplan los pasos administrativos y si procede, llevar a cabo el cambio.

También se votó por “unanimidad” el cese del asesor Antonio Segura Asencio (PSOE) quien según deslizó Torrecillas, su contratación “formó parte del pacto que ustedes han roto”.

 

Competencias del Alcalde

 En todo momento, Torrecillas ha querido dejar claro que tiene competencias que piensa utilizar, para tomar decisiones y ejecutarlas, algo que no ha quedado muy claro por el escaso asesoramiento jurídico que se aportó en la sesión.

De todos modos desde la oposición lo tienen muy claro; si no cumple con las decisiones adoptadas democráticamente por el Pleno de este jueves, llevarán a Torrecillas ante los tribunales.

Torrecillas, aunque crea que el solo puede con todo, con lo que no podrá, es con la democracia y por ello, solo por ahora, en este primer cara a cara, los grupos de la oposición, en vez de cortarle la cabeza, le recortaron las alas.