El Juzgado Nº1 de Almería ha dejado acreditado que Alejandro, el niño de Olula del Río que fue agredido sin motivo por un compañero en una clase de Plástica en primero de la ESO del instituto Rosa Navarro en septiembre de 2016, .

Los hechos sucedieron en el IES Rosa Navarro de Olula del Río, al final de clase cuando un compañero se abalanza sobre Alejandro, lo toma del cuello y lo empuja contra la pizarra, lo que provocó lesiones de carácter leve.

La sentencia señala que “sobre las 14:59 horas del día 21/09/2016, el menor D.N.S., durante la clase de Educación Plástica en el instituto ‘Rosa Navarro’ de la localidad de Olula del Río (Almería), se abalanzó sobre su compañero A.V.R. -de 12 años de edad- sin mediar palabra y, con ánimo de atentar contra la integridad física, le agarró con fuerza del cuello y lo empujó contra la pizarra”.

No era la primera vez que Alejandro era víctima de bullying, previamente había recibido una paliza a la salida de un kiosco, y también fue agredido en una clase de educación física, tal y como relató a La Comarca en su momento, Inmaculada Rivas, madre de Alejandro que viene librando una dura batalla contra la administración que desde un primer momento puso en duda la versión del pequeño y ahora, según demuestra la sentencia de veinte páginas a la que ha tenido acceso La Comarca, tampoco ha puesto todas las medidas a su alcance para prevenir las agresiones, a pesar de haber constancia de las mismas.

El fallo de este caso que tuvo amplia repercusión en los medios de comunicación, dado en primicia por La Comarca, condena al agresor a libertad vigilada durante 6 meses, que contemple los siguientes contenidos: a) apoyo normativo familiar, y b) taller relacionado con el control de impulsos y deseabilidad social.

También una medida de prohibición de comunicación del agresor con A.V.R., por cualquier medio, y de aproximación al mismo, domicilio, lugar de estudio u otro en que se encuentre, a menos de 10 metros (para evitar contacto en instituto), durante 6 meses.

El menor agresor y -solidariamente- sus padres y la Delegación de Educación de la Junta de Andalucía, indemnizarán a A. V.R. en la suma de 4.546,75 euros, más intereses legales.