Las obras cuentan con un presupuesto de 300.000 euros

Comenzaron las obras de remodelación del Pabellón Municipal “Fernando Navarrete” de Fines, obra que cuenta con un presupuesto de 300.000 euros y que ha sido adjudicada a la empresa Albaida Infraestructuras S.A. por 254.741,08 euros.

El edificio actual se desarrolla todo en planta baja, donde se encuentran los aseos, vestuarios, servicios en general, administración zonas deportivas. Algunos usos se entremezclan, existiendo distorsiones entre zonas deportivas de público, de jugadores, aseos y vestuarios. 

Este problema es el que pretende resolver este proyecto, separando usos y completando aquellos que son deficitarios, sobre todo en el caso de gimnasio, que se encuentra actualmente en un pequeño espacio y, se intenta que éste se desarrolle independientemente, con sala de fitness, spinning, crossfit, y otras actividades.

La ampliación que se pretende realizar en este edificio –que es de uso público y de titularidad pública-, se ubica sobre la zona donde se encuentran los accesos y todos los servicios, vestuarios, sanitarios y administrativos.

Ahora y en el plazo de seis meses, se construye una planta de similares características aunque ya con una cubierta ligera, donde se ubicarán usos deportivos que complementan los ya existentes.

En el otro ala, sobre la cubierta existente, que ahora será transitable, tendrá un acabado de césped artificial, para la práctica de deportes al aire libre.

Con esto, la planta baja, a excepción de vestuarios y duchas, que son numerosos y no se cambian de ubicación, queda limitada para el uso de las pistas polideportivas, de sus competiciones, y de los equipos que participen en ellas, así como los árbitros y almacén de material.

Los accesos a esta planta alta son de dos tipos, uno mediante escalera y pasarela, desde el vestíbulo principal, y otro, mediante rampa exterior desde una zona ajardinada, rampa que cumple con la normativa de accesibilidad.

Asimismo, se completa la zona superior de la pista, ya existente, con un núcleo de aseos y un pequeño almacén, esto hace que el público del graderío, durante las competiciones, no tenga que atravesar toda la pista para llegar a un aseo. 

El alcalde de Fines, Rodrigo Sánchez, se ha mostrado “satisfecho” con la inversión ya que “el gimnasio y las actividades que en el municipio se llevan a cabo, atraen a vecinos de otros pueblos y se nos había quedado pequeño. De este modo, ampliamos instalaciones y servicios, satisfaciendo la demanda que se nos reclama. Fines es un pueblo para vivir y es nuestro objetivo ofrecer servicios de calidad e instalaciones acordes a esa demanda”.