La Policía Local de Huércal-Overa ha puesto a disposición judicial a un conductor, de 57 años de edad vecino de la localidad de Níjar, por un presunto delito contra la Seguridad Vial al conducir triplicando la tasa máxima de alcohol.

Los hechos sucedieron el pasado lunes 11 de septiembre cuando sobre las 5:45 h se recibe en la jefatura la llamada de un vecino de la localidad denunciando que un conductor circulaba por la Avenida Molineta en zig-zag, invadiendo por los dos carriles destinados al trafico y creando un peligro inminente para la seguridad vial.

Los agentes de la Policía se trasladaron de inmediato al lugar e inspeccionaron dicha vía en donde observan como un vehiculo circulaba por el carril izquierdo según el sentido de su marcha, y sin mediar causas que lo justifique. El conductor de dicho vehículo circulaba en sentido contrario al estipulado y creando un riesgo para la circulación. Así proceden a la detención de dicho conductor, comprobando que conducía bajo la influencia del alcohol. Realizadas las correspondientes pruebas de alcoholemia el resultado es que triplicaba la tasa máxima de alcohol establecida en la legislación vigente.

El conductor fue trasladado a las dependencias policiales a los efectos de realizar las diligencias pertinente y puesta a disposición del Juez de guardia.