Pablo Gutiérrez Martínez es el nombre del taxista del municipio de Pulpí, que se ha ofrecido de forma totalmente gratuita para llevar y recoger del centro educativo a los cuatro alumnos de La Fuente que se quedaron sin el derecho a transporte escolar gratuito a inicios del mes de octubre, después de que, al no tener plaza en su centro de referencia, el CEIP “Federico García Lorca”, fueran derivados al CEIP “Emilio Zurano Muñoz” de Pulpí.

Por mediación del Ayuntamiento local, el taxista pulpileño ha comenzado a trasladar a los pequeños al centro educativo, hasta que se solucione definitivamente el problema del transporte para estos cuatro alumnos de una misma familia de 3, 5, 7 y 9 años, que hasta la fecha iban al colegio caminando a diario.

Ante esta situación, Tamara Jiménez, la madre de los niños afectados, solicitó a la dirección del colegio el uso de este servicio de transporte, petición que el centro trasladó automáticamente a la Delegación Territorial de la Consejería de Educación de Almería, que denegó dicho servicio alegando que, según la normativa vigente, el alumno que se tiene que desplazar de un punto a otro del mismo municipio entre una distancia inferior a 2 kms, no tiene derecho a transporte escolar.

Recientemente, la madre recurrió a los medios de comunicación para exponer su caso, “tenemos que salir de casa cada mañana una hora antes para empezar a caminar y llegar a tiempo al colegio y cuando salen de clase, bastante cansados después de toda la jornada, hay que volver andando de nuevo. Y todo esto mientras vemos cómo el autobús que se encarga del transporte escolar entre La Fuente y Pulpí hace el trayecto medio vacío todos los días. Pido que se nos dé una solución inmediata”.

En este sentido, la Delegada Provincial de Educación en Almería, en declaraciones recientes a un medio de comunicación, se ha pronunciado sobre la situación de esta familia pulpileña, señalando que “cuando se produce una escolarización sobrevenida en septiembre, ya iniciado el curso, y llega una familia con necesidades de escolarizar a sus hijos, se le ofrece plaza en el centro más cercano a su domicilio. Si está dentro de un núcleo urbano consolidado, como es el caso de los dos colegios de Pulpí, el CEIP “Emilio Zurano Muñoz” y CEIP “Federico García Lorca”, no hay derecho a transporte escolar. En este caso, ambos centros están a menos de 1,3 kms en una zona urbanizada con acerado e iluminación. El transporte escolar está concebido para transportar a familias que viven en zonas diseminadas, con el fin de garantizar la igualdad en el acceso a los centros educativos. Con lo cual, no hay ningún derecho que no se está garantizando porque la familia de La Fuente tiene su plaza garantizada en el centro educativo de Pulpí, dentro de su núcleo urbano”.

Ante dichas declaraciones, el alcalde de Pulpí, Juan Pedro García, ha invitado a la delegada de Educación,a la Consejera y a la presidenta Susana Díaz, a realizar un día el recorrido junto a la familia y que luego tomen la decisión de si estos niños tienen derecho o no al transporte escolar.

Por su parte, el concejal de Educación en el Ayuntamiento de Pulpí, Juan Bautista López, ha declarado que “una vez más, consejera y delegada se retratan y demuestran la falta de sensibilidad y el poco interés en resolver los problemas de los ciudadanos de Andalucía, en este caso de una familia pulpileña. Solucionarlo sería tan fácil como que en el microbús que lleva a siete niños desde La Fuente a Pulpí fueran otros cuatro más. Estos cuatro niños de la misma familia tienen casi una hora de camino para ir andando al colegio todos los días y otra para regresar. No es cierto que haya menos de 2 kms, sino que son 4 kms de trayecto desde el domicilio de la familia al centro educativo en Pulpí, teniendo en cuenta que, además, por dicho itinerario atraviesan las vías del tren”.