Partidazo. Las chicas de Fines hicieron un partido completo frente a una de las candidatas de la categoría.

La tarde noche de este viernes, el pabellón Fernando Navarrete de Fines era visitado por las punteras del subgrupo 3ª de la Segunda División Nacional de Fútbol Sala Femenino, La Boca Te Lía de Alcantarilla.

Las murcianas marchan a la cabeza de la competición y hasta el momento no conocen la derrota. Por eso el 3 a 3 final, sirve para que las fineras sigan soñando con la permanencia. Las chicas dirigidas por Francis Cano tuvieron el triunfo en la la mano, hasta que a falta de dos minutos para el final, la visita conseguía el empate a través de Ana Belén Egea.

El partido –correspondiente a la fecha 12 aplazada por Covid-, comenzó con un equipo local al que le costó meterse en el partido. Un gol de Mirian Zamora a los ocho minutos del primer tiempo, despertó a las celestes que lograron el empate por intermedio de Lumi en el ‘11, recién entrada en la pista.

A los 18 era Lorena quien adelantaba a las locales que comenzaban a creer en dar la campanada ante un equipo que solo ha resignado dos puntos en lo que va de competición.

Apenas comenzada la segunda mitad, Vero ponía el 3 a 1 en el marcador y a esas alturas la victoria era una posibilidad muy concreta que el Fines defendía con uñas y dientes ante las embestidas de las chicas de Alcantarilla.

A los 7 minutos del segundo tiempo Nerea Rex hacía el 2-3, y en el 18 y medio la visita lograban empatar.

El Villa de Fines Femenino, está cada vez más asentado en la categoría y pudo quedarse con los tres puntos si el físico le hubiera aguantado dos minutos más. Partidazo de la portera local Yola quien  volvió a destacar en la escuadra celeste. Buen partido de Andrea que tiene maneras de gran jugadora y cuando está bien, hace jugar al equipo. Vero cumplió con un gol al igual que Lorena. Lumi entró y beso al santo al poner la igualdad en el marcador. Pela, cuando coja confianza, va a sacar de adentro el crack que parece que tiene. Las mellizas Mari y Reme son un lechado de voluntad y sacrificio, y cuando Nerea se lo crea, será la goleadora que el equipo necesita.

Un punto que sirve para soñar, que suma y que permite al equipo seguir creyendo.