El detenido posee antecedentes por hechos similares.

Agentes de la comandancia de la Guardia Civil de Almería detienen a una persona por robo con fuerza e investigan a dos personas más por la venta de artículos robados a particulares en Albox.

Esta reciente actuación es resultado de la permanente labor que realiza la Guardia Civil en la provincia para la prevención e investigación de los delitos contra el patrimonio.  

Los agentes de la Guardia Civil detectan un aumento de los hurtos de baterías a camiones en Albox, Tijola, Macael y Arboleas, iniciando una investigación en la que analizan la información sobre los diferentes hechos.

De las primeras investigaciones se desprende que el autor se desplaza siempre en su vehículo particular, siguiendo el mismo modus operandi, consistente en acercar el vehículo al camión, valerse de la luz antiniebla del vehículo para iluminar la zona, forzar el lugar donde se alojan las baterías, cargarlas en el vehículo y abandonar la zona pasando lo más desapercibido posible, empleando en cada robo unos diez minutos.

Los agentes determinan que el valor total de las baterías sustraídas supera los 5000 euros, diseñando un dispositivo para la identificación y localización del autor.

Examinados los indicios y pruebas recogidos en las inspecciones oculares en los camiones y apoyados por medios tecnológicos, los agentes consiguen una identificación positiva del vehículo y más tarde del autor de los robos.

Tras gestiones para su localización, estas dan resultado positivo reconociendo a los agentes ser el autor de los robos de baterías investigados por lo que se procede a su detención.

Además, los agentes comprueban que el detenido posee antecedentes por hechos similares.

En la fase final de la operación, los agentes realizan un seguimiento de los efectos sustraídos que les lleva a una empresa de la zona que compraba las baterías y las revendía por valor muy inferior al de mercado, por lo que investiga a dos personas responsables de la empresa por delito de receptación.