Ocho municipios de la provincia mantienen el cierre perimetral, sin actividad esencial.

Armuña del Almanzora, Lúcar, Tíjola y Urrácal son los municipios de la comarca del Almanzora, que junto a Antas, Bayárcal, Senés y Vera, completan las ocho localidades de la provincia que mantienen el cierre perimetral y en el que los comercios considerados no esenciales no pueden abrir sus puertas.

Por otra parte, pueblos como Bacares, Lúcar, Olula del Río, Partaloa y Purchena, mantienen el cierre perimetral, por lo que no está permitida la entrada o salida del término municipal sin los justificantes correspondientes.