La titular de Agricultura asegura que “se trata de una decisión arbitraria y sin el respaldo de los técnicos de la Comisión Central de Explotación del Acueducto»

La consejera de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural, Carmen Crespo, ha condenado la decisión adoptada por el Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico de eliminar taxativamente la transferencia de agua del Trasvase Tajo-Segura para los regadíos del levante español, al establecer sólo 7,5 hectómetros cúbicos de los 20 hectómetros establecidos en la Comisión de Explotación del Acueducto. Es decir, que sólo se va a trasvasar agua para abastecimiento.

A juicio de la consejera explica que “se trata de una decisión “absolutamente arbitraria” de la ministra para la Transición Ecológica Teresa Ribera, que va “en contra de una agricultura sostenible y de tres comunidades autónomas. Una vez más, se ha impuesto un criterio “desoyendo y sin atender las recomendaciones de los técnicos de la Comisión de Explotación del Acueducto Tajo-Segura que habían propuesto mantener las trasferencias en los niveles establecidos”. Es por ello, que “pedimos la inmediata rectificación del trasvase cero que intentan imponer y restablezcan de forma urgente la propuesta técnica y lo que determina la legislación”. Y es que, de no hacerlo, “se está poniendo en peligro la sostenibilidad de 23.000 hectáreas de cultivo del levante almeriense que depende directamente de este trasvase”.

La consejera andaluza reclama también al Gobierno central que “explique el porqué de esta decisión que no concuerda con el informe técnico y que viene a ser un ataque más en un momento difícil de sequía y altísima inflación”. Sin duda es una medida “tanto incomprensible como injustificada que va a suponer un agravio a los agricultores del levante almeriense que necesitan esa agua para sacar adelante sus cosechas”. 

Por último la consejera ha anunciado que “desde Andalucía se va a defender el mantenimiento de estos recursos hídricos a los regantes del levante almeriense, por todos los medios a su alcance, y como ha hecho ante cada agresión, los intereses de la Comunidad y de todos sus habitantes frente a los continuos ataques de Pedro Sánchez y su Gobierno, a quienes pedimos que dejen de usar de una política sectaria y que hagan caso a lo que dicen los técnicos, que indican de una forma científica y objetiva que volumen de agua se debe trasvasar cada mes, y a lo que está establecido por ley», ha explicado.