Esta vez no se ha requisado el vehículo, que nos conste tampoco hay multa de por medio, y en todo caso, si los agentes no vieron el vehículo aparcado en la plaza de minusválidos, a tiempo están para proceder como corresponda.

Es la fotografía que los vecinos de Albox están haciendo circular por las redes sociales. El coche del alcalde, Francisco Torrecillas, aparcado en la plaza reservada para minusválidos; un comportamiento poco cívico de un representante público que presume de mano dura con quienes no cumplen las normas. Recuerden que detuvo la pelota de unos niños por jugar en la plaza, o incluso envía fotografías de coches mal aparcados a la policía local para que multen, como si de un agente más se tratara.

El incidente ha provocado numerosas críticas en las redes sociales. “El cazador cazado”, “Hacer lo que yo os diga pero no hagáis lo que yo haga…del refranero español”, “Vaya un personaje. Lo que tenemos que aguantar y encima no es ni de Albox”, “un modelo a seguir..”.

Como se puede comprobar en la fotografía, el vehículo de Torrecillas está aparcado justo ocupando la plaza reservada para personas minusválidas, con señalización tanto horizontal como vertical. El primer edil no ha respetado el estacionamiento reservado para uso exclusivo de personas minusválidas y con ello ha cometido una falta grave que está penalizada con 200 euros de multa.

“Hay que tener un poco más de civismo y dejar los aparcamientos para quien los necesita de verdad” aseguran los vecinos. Incluso hay quien va más allá y afirma que “en esta época, en la que los políticos están obligados a ser ciudadanos sin tacha, el alcalde debería pedir disculpas y pagar su multa”.

La imagen, según ha podido saber La Comarca Noticias, ha sido realizada a las dos de la tarde y pocas horas antes, la misma mañana de este miércoles, aparcarba de manera indebida esta vez junto a la Escuela de Música, como muestra otra de las fotos aportadas por los vecinos para denunciar el comportamiento poco cívico del primer edil Francisco Torrecillas, quien recurrentemente denuncia a los infractores a través de las redes sociales.

De igual modo, no es la primera vez que el alcalde de Albox comete esta infracción con uno de sus vehículos, como demuestran fotos aportadas a esta redacción.