Cada día nacen en España 10 niños con cardiopatías congénitas.

Con motivo de la celebración el 14 de febrero del día internacional de las cardiopatías congénitas, el autor y editor del libro ‘Las leyendas de MamaElisa’, David Martínez Ramos y César Lorente Venteo, junto el alcalde de Olula del Río, Antonio Martínez Pascual, los concejales de Bienestar Social, María Dolores Pozo Garre, y Juventud, Miguel Torregrosa Martínez, han realizado la donación de 500 euros a la Asociación Almeriense de Cardiopatías Congénitas, con sede en la localidad.

Cada día nacen en España 10 niños con cardiopatías congénitas. Estas cardiopatías se pueden presentar en más de 200 tipos diferentes y se pueden manifestar de cualquier manera: bien sin ningún síntoma, muy peligrosas porque se puede hacer vida normal hasta que un día se manifieste de manera repentina y con consecuencias fatales, o con tal multitud de síntomas que hace falta un tratamiento rápido tanto quirúrgico como médico. “Por eso son tan importantes la concienciación y la detención precoz, porque le puede tocar a cualquiera, y el asesoramiento profesional y emocional a los pacientes y las familias, porque es una enfermedad que te acompaña toda la vida” dice María José Cañadas Pérez, presidenta de la Asociación Almeriense de Cardiopatías Congénitas. La asociación es la única relacionada con esta enfermedad en la provincia de Almería y una de las pocas que existen en Andalucía. “Es muy importante que en los hospitales almerienses se implante un cribado de cardiopatías congénitas. En el hospital de la Inmaculada en Huércal Overa se realizan desde hace dos años y en Torrecárdenas se encuentra paralizado el proyecto por culpa de la COVID-19”, añade.

Estas pasadas navidades llegaba a las estanterías de Olula del Río ‘Las leyendas de MamaElisa’, un libro en el que se cuenta la historia del pueblo en forma de cuentos que la bisabuela del autor, MamaElisa, le contaba de pequeño. Sus 10 capítulos están repletos de historias, fiestas y personajes que han habitado las calles de Olula desde los tiempos romanos hasta la actualidad. Además, cuenta con 13 ilustraciones —11 de ellas originales y basadas en los relatos— hechas por artistas del municipio.

Como dice César, “es un libro del pueblo de Olula, para el pueblo de Olula”. Es por esto que desde el primer momento, y gracias a la colaboración del ayuntamiento de Olula del Río, decidieron que todo lo que se recaudase de su venta iría destinado a las diferentes asociaciones de la localidad para que ayudasen a los que más lo necesitasen. “El libro nació durante la pandemia y toda la gente que ha participado en su creación lo ha hecho de manera altruista, con el deseo de participar en algo que uniese a los vecinos y vecinas después de haber estado tan separados” cuenta David.

César y David ya están trabajando con el banco de alimentos de Olula del Río para conseguir comida y productos para repartir a las familias de la localidad que están adscritas. “Creemos que la gente no es consciente de la increíble labor que realizan los bancos de alimentos. Nosotros podemos hablar por el de nuestro pueblo y sabemos que mueven cielo y tierra para que no les falte de nada a los vecinos que más lo necesitan. En particular, durante los meses duros del confinamiento, con tanta gente perdiendo empleo, y con la incertidumbre del desconocimiento del virus, su labor fue encomiable”. Esperamos que desde donde quiera que esté, MamaElisa esté contenta de ver todo lo que sus historias sobre su pueblo, al que tanto quería, están ayudando a los vecinos y vecinas de Olula.