El consistorio adquirió una sulfatadora para fumigar las calles.

El Ayuntamiento de Suflí cuenta con una población estable de menos de 200 personas, muchas de ellas mayores, grupo como considerado de riesgo por las autoridades sanitarias.

Por ello el alcalde del municipio Raúl Guirao (PP), asume la responsabilidad de velar por los vecinos de una manera escrupulosa, ya que hasta el momento han logrado mantener a raya al virus que amenaza a la población mundial. Tal es el celo del regidor, quien asegura que “personalmente he hablado con gente del pueblo que por trabajo vive en la ciudad de Almería, para pedirles que por favor no vengan a Suflí. Que seamos responsables, que cumplamos la ley y que por sobre todas las cosas, protejamos a nuestros mayores”.

Para ello se llevan a cabo labores de desinfección en las calles, con una sulfatadora que han adquirido gracias a ayudas de la Junta de Andalucía que les ha permitido hacer esta inversión de alrededor de 3.000 euros.

Son los mismos concejales quienes además reparten un kit de mascarillas, gel y guantes casa por casa, para dotar de mayor seguridad a su población; “hemos comprado 2300 mascarillas, más 200 que nos envió Diputación y 50 que hemos recibido del gobierno nacional. En total 2550 mascarillas quirúrgicas, guantes y más 250 botes de gel hidroalcohólico” afirma Guirao ante la consulta de La Comarca Noticias.

También desde el Ayuntamiento deben coordinar otros aspectos como las compras de alimentos, ya que en el municipio no hay ninguna tienda que ofrezca este servicio, un lugar por ejemplo donde poder comprar algo de carne.